lunes, 15 de junio de 2015

Cuscus de pollo con cebolla caramelizada y pasas


Buenos días!!!

El 18, jueves , a no ser que el comité de observación de la luna de Emiratos diga otra cosa, está previsto que empiece el mes  de Ramadán, ya sabeis, el mes sagrado de los musulmanes, en el que ayunan durante las horas de sol como acto de devoción y durante el cual a los musulmanes y no musulmanes, les está prohibido comer y beber en público bajo multa o pena de 1 mes de cárcel ... esto va para los que vengais de turismo en esas fechas... aunque en algunos restaurantes que abren durante Ramadán ( sobretodo en hoteles) y en los colegios se colocan unas cortinas para que se pueda comer sin infringir las normas



Este es uno de los años especialmente duros y es que al caer en verano, con temperaturas por encima de los 40º y con más horas de sol y por lo tanto de ayuno, el riesgo de deshidratación y bajadas de azucar será especialmente alto, así que mejor no andar mucho en carretera y menos justo antes de que caiga el sol porque el tráfico es mucho más peligroso... con el pánico que me da conducir mejor me quedo en casita esos días

Al ponerse el sol se celebra el Iftar, donde se rompe el ayuno, tradicionalmente con datilesy alguna bebida, y que es seguido de una gran cena donde abundan platos de todo tipo

Y como va a ser mi ultima receta salada antes de las vacaciones , os dejo una receta marroquí , que no sé si se come en las cenas de Ramadán o no, pero yo me la comería seguro y mas despues de todo el dia sin probar bocado

Aunque parezca lioso, es muy facil de preparar, echarle un ojo a las fotos que yo me explico muy mal y animaros a hacerlo porque está realmente delicioso

Buena semana a todos!!!

INGREDIENTES para 6 - 8

  • 500 gr de cuscus precocido
  • 1 pollo mediano ( que quepa en la cuscusera)
  • 3 - 4 cebollas medianas
  • Unas ramas de perejil
  • 2 hojas de laurel
  • 1 puñado de pasas de corinto de las blancas,sin pepitas
  • Szmen, Ghee o mantequilla clarificada. Si no teneis utilizar mantequilla normal
  • 1 cucharada de miel
  • 50 ml de agua de azahar
  • Aceite de oliva
Para la Chermoula ( podeis variar las cantidades a vuestro gusto)
  • 1 cucharita de comino molido
  • 1 cucharita de jengibre molido
  • 1 cucharita pimienta negra molida
  • 1/2 cucharita de cúrcuma
  • 1/4 cucharita de canela
  • Unas hebras de azafrán
  • Sal
  • 30 ml de aceite de oliva
PREPARACION
  1. Preparar la chermoula machacando el azafrán  con la sal en un mortero, añadir el resto de las especias y el aceite y untar el pollo con la mezcla
  2. Pelar y cortar una de las cebollas en trozos de unos 2 cm
  3. Poner la cuscusera o cualquier cacerola al fuego con un chorro de aceite de oliva y una cucharada de Ghee
  4. Dorar el pollo unos minutos, a fuego medio, junto con la cebolla , el laurel y las ramas de perejil
  5. Cubrir con agua y dejar cocer tapado unos 30 minutos
  6. Mientras ponemos en un bol el cuscus, lo cubrimos con agua y dejamos reposar unos 15 minutos para que se hidrate
  7. Cortar el resto de las cebollas en rodajas y rehogarlas a fuego lento con 2 cucharadas de Ghee. Regar con 1 cazo del caldo de pollo y dejar reducir unos minutos. Añadir media cucharita de canela , un pellizco de sal y una cucharada de miel y dejar caramelizar
  8. Colocar un paño en la parte superior de la cuscusera ( la que tiene los agujeros) y verter sobre ella los granos de cuscus ya hidratados y que habremos separado con un tenedor. 
  9. Añadir un poco más de agua a la cazuela y colocar la cuscusera encima con el paño y la tapa cubriendo el cuscus. Dejar cocer unos 15 minutos
  10. Mientras se termina de cocer el cuscus ponemos en un cazo las pasas con un vaso de agua, un chorro de agua de azahar y una cucharada de azucar y dejamos cocer unos 5 minutos. Cuando ya estén hinchadas añadir a la cebolla caramelizada
  11. Una vez cocido el cuscus añadir un poco de sal y un chorrito de aceite y separar los granos de nuevo
  12. Colocar en una fuente grande el cuscus en forma de montaña, poner alrededor o encima la cebolla caramelizada, en el centro el pollo y hacer unas líneas de canela sobre el cuscus
  13. Servir el caldo en una salsera para ir regando cada plato
  14. A disfrutarlo!!!





14 comentarios :

  1. J...r Inma..que miedo me da esto del Ramadam...desde luego que a mi me caeria la del pulpo porque me paso el dia comiendo .. menudas cho..bueno , no diga ná no vaya ser que tenga algún técnico de la observación esa que dices camuflao por aquí..escucha, que menuda currá de receta, no sé porque dices que no te explicas bien , mujer de dios...si parece que te oia y todo chaaachaaa..!! desde luego esto lleva su curro pero estará de narices con ese toquecito de azahar y todo que le has puesto .. si es que tienes unas recetas que quitan el hipo artista..!!
    ale, ahi te quedas, me voy que ahora le ha dao por traducirse solo al blog...mecanguetoloquesemenea..
    un besito , espera que te veo que te me vas.. hoy te doy 4

    ResponderEliminar
  2. Hola Inma!! nunca he probado el cuscús, tengo mucha curiosidad por probarlo y viendo tu receta me han entrado más ganas, tiene una pinta espectacular, me encanta la combinación de sabores que has hecho y la cebolla caramelizada le tiene que quedar genial!! Besotes

    Elena

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Hola Inma!! Podría pasarme horas sin comer, ¡¡pero sin beber!! Ya te digo que no, ¡¡bebo casi tres litros al día!! Bueno, mi trabajo es muy movido, así que si no bebiera agua en tantas horas me deshidrataría. ¡¡Menos mal que yo no tengo que hacer el ramadán!! Pero bueno, el pollo este sí me lo comía, que afortunadamente no necesito ser de ninguna religión en especial para comerlo. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Gran festín para despedirte. Se ve delicioso y entra por los ojos. Rica receta.
    Ah, que se me olvida, hice la piña y estaba muy rica. Al mismo tiempo hice otro postre más y los serví juntos, me quedaron bien las fotos asi que ya las subiré al blog y te lo digo, pero con calma porque tengo otras en el borrador y ya ves que publicamos de tarde en tarde. Felices vacaciones. Bss.

    ResponderEliminar
  5. Vaya, pues yo creía que sólo era para musulmanes. Mira no tengo prevista ninguna visita pero ya seguro que cada ve tengo menos ganas, qué mal lo pasaría!! Aunque siempre puedo hacerte una visita a tu casa, echamos las cortinas y disfrutamos de este plato tan delicioso que me ha gustado mucho!! Un beso guapa y ánimo que ya las vacaciones están aquí!!

    ResponderEliminar
  6. Me encanta como lo has preparado ¡y por supuesto que se ha entendido perfectamente! La verdad es que es un plato que fascina, por todas las especias tan bien combinadas y por la parafernalia que lleva en sí. Pero para parafernalias otras cosas, que mejor hago "mutis por el foro"no vayamos a suspicacias que no vienen a cuento. Te deseo un feliz viaje de regreso. Muchos, muchos besos.

    ResponderEliminar
  7. Me encanta la comida árabe,y si el 18 empieza el ramadan,la señora que esta en casa es marroquï,y come antés de que amanezca y al anochecer!!!
    Es duro,pero así es su religión
    Tu Cus-cus muy rico!!!
    Besitos guapa !!

    ResponderEliminar
  8. Hola guapísima !!!
    Me ha encantado lo de la cortina jaja, eso es como cuando de pequeño te tapabas la cara y ya te creías que no te veían ¿no? claro, que no iban a tener a los turistas sin poder beber ni comer tantas horas, so pena de que les de un soponcio a más de uno.
    Pues te voy a decir una cosa, a mí me pones un plato como éste por delante y no te devuelvo más que los huesitos del pollastre, porque me encanta todo él.
    Que bien explicadito todo, señorita wendolin. Lo que he aprendido contigo en la entrada: chermoula y poner un paño en la couscusera...tomo nota de todo.
    Ayyyyy, cómo se te notan los nervios, la emoción y la alegría de saber que pronto estarás volando para la madre patria jaja.
    Besotes gordos mi niña, feliz semana.

    ResponderEliminar
  9. Peazo recetón!!! de 10/10. Pues es que miro y re miro la última foto y que me parece que soy yo tomando el sol sobre una duna...después de mi anti ramadán!! que yo soy de comer sólo entre horas, y claro al inicio del verano así me hayo...como tu pollo sobre el cus cús, tal cual y sin cortinilla que me tape. Ponle un tanguita al pollito y ahí me tienes, sobre la montaña de cuscús. Tu explicación está de lo más, me he enterado yo que soy de lo más bruta...o sea, que se entera to diooos y to Alá también!! Un besazo y feliz ramadám.

    ResponderEliminar
  10. Qué curioso que los no musulmanes también tengan prohibido comer en público, y nadie protesta, por supuesto!! Luego resulta que aquí prohibimos el velo en las escuelas y se arma la del pulpo... me revienta el doble rasero de pedir tolerancia en Europa sin aplicarselo en los países musulmanes.
    Sobre la receta, o sea que es la última salada? Ah, pillina, que te largas en breve, eh? bueno, pues como despedida está de lujo asiático, perdón marroquí, un cuscús deliciosíiiiiisimo y una pinta que se sale.
    Un beso grande

    ResponderEliminar
  11. jajajajaja creo que lo de las cortinas es más para no suscitar tentaciones en los adultos que otra cosa. Si es que en el fondo el Ramadán poco tiene ya que ver con lo que fue en sus inicios (vamos, que lo del ayuno que hacen no tiene ningún sentido). Los que regentan el bar al que solemos ir son marroquíes musulmanes practicantes y siempre que llega el Ramadán tengo varias conversaciones con ellos sobre el tema porque, en el fondo, lo pasan fatal. El bar todo el día lleno y ellos, sin comer, sirviendo comida constantemente. A las 8 de la tarde son trapitos arrastrándose de arriba para abajo sin parar. Luego cenan a las mil y con el atracón que se meten se duermen a las 5 de la mañana y a las 7 en pie que hay que abrir el bar para los desayunos. Yo te prometo que alucino pepinillos. Si ese fuera el percal generalizado aquí ya te digo que el coche lo aparcaba como tú hasta nuevo aviso a no ser que quisiera suicidarme, claro jajajaj ¡Qué horror!
    Y de tu cuscus sólo tengo una cosa que decirte: ¡Mándame tres tuppers hasta arriba que me los como ya mismo! Ayyyyyy! Con lo que me gusta la comida árabe. Me paso el día vendimiando recetas de cuscus por el mundo como el que vende cerillas porque cae uno a la semana como poco. Y no te voy a decir que el tuyo tiene pintaza porque ya lo sabes (y sin decírtelo te lo he dicho jajaja) Un besazo y te mando muchas fuerzas desde aquí para el último empujón antes de las vacaciones! (que el tiempo pasa muuuuuuy despacio antes de marchar si has organizado todo con infinita antelación. A mí me pasa todo el rato! jajajaj)

    ResponderEliminar
  12. Leer lo del Ramadán me ha puesto los pelos de punta. No sabía yo que en ciertos países los no musulmanes no podían comer en público tampoco ¡como para presentarte de vacaciones y llevarte de propina un mes de cárcel!

    Aunque luego la receta del pollo me ha quitado todo mal cuerpo y ha hecho que me apetezca muchísimo hincarle el diente

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me había perdido este pedazo receta!!!!!
      Que ricaaaa XD!!!! Si hasta el pollo está contento de lo bien que ha quedao!!!!
      Sí señora, una receta de 10!!! eso sí por mucho que me guste, me quedo por aquí en lugar de ir a quitarte un muslito, después de lo oido.... casi que me quedo en casita como tú!!!!
      Un besazo muyyyyy gordo y que tengas unas vacaciones perfectas..DISFRUTAAAA!!!!!!

      Eliminar
  13. Que estrictos con sus leyes y sus reglas, cuando viene por aquí hacen lo que les da la gana y se pasan nuestras reglas por el forro, aquí es que somos la caña, entramos por todo.
    Bueno, voy con la receta que me gusta más, tiene muy buena pinta, yo todavía sigo sin probar el cuscus, pero seguro que en esta receta tiene que saber a gloria, se ve increíble.
    Un beso.

    ResponderEliminar

Este es el libro de recetas que quería escribir a mis hijas, como no encontré un formato que me gustara me decidí por iniciar este blog, en él iré preparando y fotografiando comidas del día a día.
Espero que les sirva en un futuro no tan lejano y que vosotros disfruteis preparandolas tanto como yo.
Lo del nombre del blog... bueno, hay quien necesita pastillas para relajarse, yo me relajo cocinando y además ahora dispongo de casi todo el tiempo del mundo para hacerlo

Tus comentarios son siempre leídos y agradecidos y si tienes alguna duda te contestaré lo antes que pueda.

No participo en cadenas de premios pero te agradezco enormemente que hayas pensado en mi blog

Muchísimas gracias por tu visita. Besos
Inma